martes, 29 de septiembre de 2009

Flash-back de un autorretrato


“Conté mis años y descubrí, que tengo menos tiempo para vivir de aquí en adelante, que el que viví hasta ahora.... Me siento como aquel chico que ganó un paquete de golosinas: las primeras las comió con agrado, pero, cuando percibió que quedaban pocas, comenzó a saborearlas profundamente. Ya no tengo tiempo para reuniones interminables, donde se discuten estatutos, normas, procedimientos y reglamentos internos, sabiendo que no se va a lograr nada. Ya no tengo tiempo para soportar absurdas personas que, a pesar de su edad cronológica, no han crecido. Ya no tengo tiempo para lidiar con mediocridades. No quiero estar en reuniones donde desfilan egos inflados. No tolero a maniobreros y ventajeros. Me molestan los envidiosos, que tratan de desacreditar a los más capaces, para apropiarse de sus lugares, talentos y logros. Detesto, si soy testigo, de los defectos que genera la lucha por un majestuoso cargo. Las personas no discuten contenidos, apenas los títulos. Mi tiempo es escaso como para discutir títulos. Quiero la esencia, mi alma tiene prisa... Sin muchas golosinas en el paquete.... Quiero vivir al lado de gente humana, muy humana. Que sepa reír, de sus errores. Que no se envanezca, con sus triunfos. Que no se considere electa, antes de hora. Que no huya, de sus responsabilidades. Que defienda, la dignidad humana. Y que desee tan sólo andar del lado de la verdad y la honradez. Lo esencial es lo que hace que la vida valga la pena. Quiero rodearme de gente, que sepa tocar el corazón de las personas… Gente a quien los golpes duros de la vida, le enseñó a crecer con toques suaves en el alma. Sí… tengo prisa… por vivir con la intensidad que sólo la madurez puede dar. Pretendo no desperdiciar parte alguna de las golosinas que me quedan… Estoy seguro que serán más exquisitas que las que hasta ahora he comido. Mi meta es llegar al final satisfecho y en paz con mis seres queridos y con mi conciencia. Espero que la tuya sea la misma, porque de cualquier manera llegarás..."
( Mensaje de Mario de Andrade :Poeta, novelista, ensayista y musicólogo brasileño)
Imagen escaneada, tiene muchos años por eso los parametros ni los se. La camara era una pentax prestada, la luz una lampara de mesa lateral.
Un abrazo

8 comentarios:

Jorreto dijo...

Joer Roosamari.
Perece que me has leido -TEXTUALMENTE- los pensamientos.
Esto no lo entiende, una lástima, alguien con pocos años. Hay que vivir para darse cuenta del sentido, enorme, de esta reflexion. Y no, todavía no es tarde, aún quedan cosas que disfrutar: atardeceres, amigos, buen vino, aquella musica, el olor de la mar, aquel libro que hace tanto leimos, una mirada complice, reirnos de nosotros y nuestras gilipolleces...
Joder, renuncio a aburrirme con todo lo que me queda.
De alguna forma a algo de esto me referia el otro dia cuando hablaba de mis proyectos y Lanzarote. Donde mejor?
Un beso enorme y gracias por ese texto que me guardo.

Anónimo dijo...

Precioso y enorme texto, lleno de experta humanidad como dice el mensaje anterior " hay que vivir para darse cuenta del sentido enorme de esta reflexión" y es verdad la vida enseña, solo hay que querer aprender, aun así cuesta hacerlo.
La bonita imagen que acompaña el texto contiene en si una mirada llena de profundidad y reflexión.

laffon dijo...

En relación a la vida nadie sabe, a ciencia cierta, si está medio llena o medio vacía y en cuanto al pensamiento los perfiles son modificables por las pautas que rigen nuestras vidas y no nuestras experiencias. Lo triste es que la edad nos haga cambiar de hábitos y pensar que se está más en lo cierto que ayer mismo. Yo soy de los que los que piensan que mañana Dios dirá pero hoy, ahora mismo, sólo me toca a mí. Un saludo amiga

Anónimo dijo...

Un autorretrato muy bonito, acompañado por una bella reflexión.
Sin duda alguna "quien tuvo, retuvo" ;)

Saludos de Fernando.

shat- dijo...

Gracias amigos por la visita y la compañia.
Un abrazote

Anónimo dijo...

Bellísima reflexión Rosamari acompañada de una imagen re linda!!! Los años pasan pero nos dan experiencia para saber valorar realmente la vida y saber donde están las pequeñas y verdaderas cosas que son importantes a la hora de partir. Besitos. Olga

shat- dijo...

Gracias Olga, por la visita y el comentario.
Besos

Anónimo dijo...

Hola.

Ya te comenté en persona tanto la foto como el mensaje que lo acompaña.
Aquí solo te doy las gracias por mostrarnos los dos.

Un abrazo.

Chano